3 Características del imperio romano

Se conoce como imperio romano al periodo de tiempo durante el cual Roma fue gobernada por emperadores, los cuales sobresalieron por manejar un régimen absoluto donde lo político, lo religioso, lo administrativo y lo militar eran asumidos por una sola figura de poder, en este caso el emperador. Puesto que son muchos los aspectos que llaman la atención de esta parte de la historia, bien vale la pena hacer un breve viaja al pasado y hacer claridad sobre ciertos detalles llamativos.

Por lo anterior, descubriremos algunas características del imperio romano que serán las encargadas de proporcionarnos una visión más exacta de todo aquello que fue una realidad latente para los habitantes de esta región y época.

Principales características del imperio romano

  • Economía: la principal fuente de ingresos eran la agricultura y la minería, alrededor de estas dos actividades el comercio tenía la oportunidad de crecer y abrir los espacios necesarios para negociar con otro tipo de materiales y objetos.
  • Religión: puesto que la mitología era la que prevalecía, se habla de un sistema de creencias politeísta en el que había espacio suficiente para la adoración de un gran listado de dioses.
  • Divisiones sociales: básicamente es posible hablar de tres grandes grupos, por una parte estaban los nobles quienes eran el punto más alto y con mayor distinción, a estos les seguían los libertos que por el hecho de ser esclavos liberados podían hacer uso de sus derechos y algunas comodidades y finalmente los esclavos quienes asumían las tareas domésticas al igual que las más pesadas.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *